Febrero 2013
5 de diciembre de 2020, 10:01:11
Pruebas moviles smartphones tabletas


Prueba Samsung Galaxy A51

Samsung Galaxy A51, otro digno contrincante en la batalla por la gama media

Por Hugo Nores

Samsung lanza el sucesor del superventas A50 que ofrecía una gran calidad precio, es lógico preguntarse si esta nueva edición será tan recomendable. Sus principales bazas son su atractivo diseño moderno y una pantalla de calidad, pero…¿será suficiente para destacar entre la abarrotada gama media?


Diseño

El diseño es sin duda alguna uno de los puntos fuertes de este A51. Su estética es muy similar a la de sus hermanos mayores, la nueva familia S20, sobre todo por su nuevo módulo de cámaras y su ya característica forma rectangular. Los materiales por supuesto son algo más modestos que en la gama alta, de hecho, nos encontramos con un terminal fabricado principalmente de plástico, pero es uno de una alta calidad que simula de forma muy eficiente la sensación del cristal, por lo que no se siente barato o de baja calidad, pero si le ayuda a ser más ligero., colocándose en únicamente 172 gramos. Es además muy fino, con menos de 8 mm de grosor.

En el canto derecho encontramos el botón de bloqueo/apagado y por encima de este los de control del volumen, ambas piezas fabricadas en plástico y sin ninguna distinción entre ellos, como en otros terminales que incluyen una textura diferente en alguno de los botones, lo que sin duda causará algunas confusiones entre los botones. El canto izquierdo queda reservado por tanto para la bandeja que contiene la ranura para una doble SIM y para una tarjeta MicroSD para ampliar el almacenamiento. El canto superior aloja un micrófono, y el inferior el puerto USB Tipo C, el puerto para auriculares (Samsung ya lo ha matado en sus gamas altas, pero por ahora lo mantiene en las medias) y un pequeño altavoz que produce un sonido algo enlatado, pero sobre todo muy sencillo de tapar al ser la única salida de este.

Samsung Galaxy A51

Pantalla

Su frontal alberga un panel Super Amoled de 6,5 pulgadas con una resolución FullHD+ que, gracias a sus más que conseguidos bordes reducidos a la mínima expresión, le confieren a la pantalla un 87% de ratio del frontal.

Si en algo es el rey Samsung es precisamente en las pantallas, y esta no es una excepción. Panel de colores vibrantes y negros puros, con unos excelentes brillos máximos y mínimos, buena definición y ángulos de visión. Uno de los puntos de recomendación de compra de este terminal es sin duda su pantalla, el problema es que las razones para hacer el desembolso y gastar el dinero se comienzan a acabar aquí

Rendimiento

Su procesador es uno propio de la marca, el Exynos 9611, equivalente a un Snapdragon de gama media, chip que debería ser capaz de mover todo el sistema con fluidez y sin mayor problema. Sorprende por tanto que haya algunas ocasiones en las que hay que esperar hasta varios segundos para que se abra una aplicación, y no hablo de un juego con demandantes gráficos 3D, que sería algo normal, si no por ejemplo el reloj o los contactos. Se trata de situaciones aisladas y generalmente el móvil responde de forma consecuente a su procesador, con fluidez, pero es necesario mencionar estos incidentes, que dan a pensar que se deben a una mala optimización del software, pero por ahora con una actuación del mismo en su haber dichos problemas no han desaparecido, aunque sí aparecen con menos frecuencia. Si se acaba arreglando el rendimiento será más que correcto, pero por ahora hay que tener esta circunstancia en cuenta a la hora de plantear la compra.

Cámaras

Las múltiples cámaras del A51 son una de las cosas que más llaman la atención de su hermosa trasera por su nuevo módulo, pero ¿se traducen tantos sensores (hasta 5, si se cuenta la de selfies) en una mejor experiencia fotográfica? Si y no, esto se traduce en que siempre es útil tener mayor versatilidad, pero sin duda no es terminal que sobresalga por sus fotografías.

En este sentido en la parte trasera encontramos un sensor ultra gran angular de 12 megapíxeles f/2.2, un sensor de profundidad de 5 megapíxeles, un macro también de 5 megapíxeles y el sensor principal de 48 megapíxeles. Sorprende ver, por tanto, como Samsung ha cambiado en esta ocasión el sensor telefoto, para un zoom con mayor calidad, por un macro. Se trata de una decisión curiosa pues poca gente rara vez necesita hacer fotografías desde tal cercanía, pero el zoom si que es un recurso habitual, y se suele perder mucha calidad si este solo es digital.

En cuanto a las fotografías que podemos sacar con el A51 hay una conclusión clara, sin luz dejan mucho que desear. Aparece mucho ruido y se pierde una gran cantidad de detalle. Cuando las condiciones de luz son favorables la situación mejora notablemente y se pueden conseguir instantáneas de calidad, con los colores destacando por su saturación, pero muy vistosas.

En lo relativo a la cámara delantera, que está incrustada en la pantalla y es de un tamaño muy reducido, se obtienen resultados más que decentes, siendo una digna cámara de selfies para presumir por redes sociales, o usar los innumerables filtros que estas ofrecen.

¿Debería adquirirlo?

A la hora de decidir sobre la compra del terminal hay que tener en consideración el desembolso a realizar, en este caso su precio de salida son 369 euros, por el cual creemos que hay opciones más completas. Sin embargo, los descuentos en este tipo de productos son bastante frecuentes, y si encontramos una buena oferta obtendremos un terminal con una excelente pantalla, una gran batería y una cámara que cumple.

Zonamovilidad.es.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.zonamovilidad.es