www.zonamovilidad.es
Samsung vuelve al ruedo

Samsung vuelve al ruedo

Por Javier López Tazón
x
javierlopezgmailcom/11/11/17

Escucha la noticia

La compañía coreana abandonó el mercado de portátiles en 2014. Ahora regresa con un ecosistema propio basado en Intel y Windows. No es por ser mal pensado, pero si dos más dos resultan cuatro, también es probable que tras un par de años con subidas desconocidas en el último lustro en el mundo de los […]

La compañía coreana abandonó el mercado de portátiles en 2014. Ahora regresa con un ecosistema propio basado en Intel y Windows.

Galaxy Book Pro 360, el nuevo convertible de Samsung. La compañía coreana también los va a dotar de conectividad 4G o 5G y serán compatibles con WiFi 6.

No es por ser mal pensado, pero si dos más dos resultan cuatro, también es probable que tras un par de años con subidas desconocidas en el último lustro en el mundo de los portátiles dé como resultado que Samsung regrese al ruedo. Eso sí, lo hace de una manera especial.

Samsung llegó a estar en la lista de bajas de la industria del portátil en Europa, como le sucedió a Sony e, incluso, quién lo iba a decir, a Toshiba reconvertida en Dynabook. También es verdad que se mantuvo tanteando y ahora ha decido su vuelta. Lo hace con una gama de tres equipos: Galaxy Book, Book Pro y el convertible Book Pro 360.

El nombre de Galaxy no es únicamente una seña comercial sino su propia esencia. Los nuevos portátiles forman parte de un ecosistema que se complementa a la perfección con el resto de Galaxy, sobre todo con los móviles. De hecho, las ventajas para los poseedores de un móvil Galaxy de las últimas generaciones son tantas que casi parece un portátil destinado para ellos.

Es una tendencia compartida, por ejemplo, por Huawei. Sus primeros portátiles tenían características exclusivas para los usuarios de móviles avanzados de la misma marca, como compartir pantalla, intercambiar ficheros mediante un toque… Lo que antes se echaba en cara a Apple, construir ecosistemas propietarios, parece que ahora es la moneda común.

Al margen de las ventajas derivadas de la interoperabilidad con el universo móvil, los Galaxy Book Pro destacan por su ligereza y delgadez. Lo siento, LG, pero creo que te han quitado el puesto de ordenador más ligero. El Galaxy Book Pro de 13 pulgadas pesa tal solo 870 gramos y mide 11,2 milimetros de grosor. Y no, no gana ligereza a base de utilizar plástico, sino que están construidos de metal (aluminio serie 6.000).

Otra característica especial de los Book Pro es el empleo, por primera vez de pantallas Super AMOLED. Habrá equipos disponibles tanto en los Pro como en los Pro 360 de 13 y 15 pulgadas.

Cuentan con la última generación de procesadores de INTEL, la decimo primera, y Samsung ha trabajado conjuntamente con Microsoft para afinar la compatibilidad de Windows con el universo de app de Samsung. De esta forma se puede interactuar, por ejemplo, entre una tableta, un móvil y un portátil Galaxy.

El Galaxy Book es el más sencillo de la gama y el que marca el precio de entrada: desde 549 euros (sólo disponible en 15,6 pulgadas). A partir de ahí van ascendiendo: 999 euros cuesta el más básico de los Book Pro, y a partir de 1.199 el convertible Book Pro 360.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios