www.zonamovilidad.es
martes 14 de diciembre de 2021, 09:00h

google+

linkedin

Comentar

WhatsApp

Escucha la noticia

La multinacional de delivery Glovo se ha asociado con la empresa de vehículos autónomos Goggo Network, que a su vez presenta una solución propia, para crear de forma conjunta las soluciones de reparto de comida del futuro, libres de emisiones y completamente autónomas.

La Nave de Madrid, imponente edificio construido en 1940 que en sus tiempos hacía las veces de fábrica, ahora reconvertido en centro de innovación, ha sido el escenario en el que se han dado a conocer las nuevas soluciones de delivery autónomo. En un futuro próximo recorrerán las calles de la capital, pero antes deben ser probadas en un entorno seguro para comprobar su viabilidad. Es ahí donde entra en juego el distrito de Villaverde, en el cual se encuentra La Nave, pues en el mismo se ha creado un espacio bautizado como Sandbox. Allí se realizarán durante los próximos meses todas las pruebas pertinentes a estos servicios de delivery autónomo para poder paulatinamente introducirlos en otras zonas de la ciudad.

Este ambicioso proyecto, que no ha hecho más que comenzar su andadura, está impulsado por la asociación Madrid Futuro, y según su director, Pablo Vázquez, conseguirá situar a la capital en el top 10 de “Smart Cities” del mundo. Una de las características principales del proyecto es que se trata de una colaboración público-privada que se estima muy beneficiosa para ambas partes, así como en gran medida para el distrito de Villaverde. Este será el escenario de la fase inicial en la cual el Ayuntamiento otorgará las licencias necesarias para poder probar los productos en el entorno seguro designado para ello

Este proyecto será un gran atractivo para que otras muchas grandes empresas y start-ups vean Madrid como punto en el que desarrollar sus tecnologías

El concejal de innovación y emprendimiento del Ayuntamiento de Madrid, Ángel Niño, ha sido el primero en tomar la palabra en la presentación de estas nuevas soluciones autónomas de reparto de comida. Lo ha hecho para recalcar que este proyecto será un gran atractivo para que otras muchas grandes empresas y start-ups vean Madrid como punto en el que desarrollar sus tecnologías. Ha recalcado la importancia del distrito de Villaverde, tildándolo de vanguardia de la innovación, destacando los productos que estaban por presentarse.

Y bien, ¿cuales son dichos productos que han de convertir a Madrid en el centro de la innovación? Al menos en cuanto a delivery se refiere, por supuesto. Se trata de dos visiones diferentes del reparto de comida de forma autónoma. Primero sus similitudes. Ambos son dos proyectos creados por o con la colaboración de Goggo Networks, una empresa de soluciones de movilidad autónomas fundada por Martin Varsavsky. Ambos se basan en un vehículo 100% eléctrico, manejado sin conductor y con Inteligencia Artificial cuyo cometido gira alrededor de la entrega de comida. Su forma de ejecutar dicha idea, sin embargo, es diferente. Para comprender mejor la finalidad de los productos es conveniente escuchar a sus idearios.

El robot de reparto autónomo de Glovo, junto a Delivers.AI y Goggo Networks

La presentación de los vehículos ha comenzado un robot autónomo de reparto de comida a domicilio de la multinacional Glovo. Los encargados han sido Elisa Caballero, directora del Techhub de Glovo en Madrid, y Yohann Bensadoun, Product Manager de innovación. La primera ha destacado la posición única de la ciudad para atraer talento, afirmando que se trata de un punto referencia para el ecosistema tecnológico internacional resultado del esfuerzo y compromiso de todos sus agentes. Ha tildado al proyecto de valiente, pues es tecnología de nueva creación que busca mejorar la vida de los ciudadanos. Por esta razón Glovo es un partner tecnológico del proyecto Madrid Futuro. En la capital se ha situado el tercer centro de innovación y desarrollo que la compañía tiene en el mundo. De las 1100 ciudades en las que operan han visto en Madrid una oportunidad innovadora de primer nivel.

El piloto durara 3 meses, comenzando en el primer trimestre de 2022 una vez otorgadas las licencias necesarias. Dará inicio con un primer robot supervisado todo el rato por un operador, y proporcionará entregas de Glovo Express

En lo relativo al proyecto de Glovo en sí Yohann Bensadoun, product manager de innovación, ha sido el encargado en presentarlo y contar sus características principales, que son las siguientes. Se trata de un producto piloto y es un proyecto realizado de forma conjunta con dos socios. El primero de ellos Goggo Networks que actuará como operador, supervisando las operaciones. El segundo Delivers.ia que han construido el robot, el cual ya ha sido probado en Estambul y Dubái y se amolda a los requisitos exigidos por movilidad en el centro del país. El piloto durara 3 meses, comenzando en el primer trimestre de 2022 una vez otorgadas las licencias necesarias. Dará inicio con un primer robot supervisado todo el rato por un operador, y proporcionará entregas de Glovo Express, el servicio de supermercados de conveniencia de la multinacional. Se podrá seguir al robot desde la app en tiempo real.

La primera fase ha consistido en un mapeo de las calles, como en cualquier proyecto de tecnología autónoma. Incluye a su vez sistemas de aprendizaje basados en inteligencia artificial que le permiten evitar obstáculos, pasos de peatones y reconocer semáforos, entre otros. En un comienzo, para garantizar la seguridad (de los transeúntes) el robot será operado manualmente desde el centro de operación administrado por Glovo. 5 kilómetros por hora ha sido la velocidad designada para este robot de forma que pueda ir a la que los peatones sin suponer un riesgo real. La presentación ha finalizado con una demo del pequeño robot en acción, que se ha desplazado por el patio de La Nave hasta estacionar junto a Ángel Niño, concejal de innovación, y Concha Chapa, concejala de Villaverde. Una vez detenida la marcha el robot abre su tapa para que el destinatario pueda extraer el paquete, en este caso los concejales han encontrado una sorpresa muy agradable, unos paquetes de jamón ibérico cortesía de Glovo.

Goggo Cart: ¿restaurante sobre ruedas?

El segundo de los proyectos está impulsado directamente por Goggo Networks y es por ello que Martin Varsaski, socio cofundador, ha sido el encargado de presentarlo. Ha destacado que en sus años viviendo en la península (él es originario de Argentina) ha podido observar cómo no se trata de un país donde nacen proyectos, sino que se importan de otros países a priori más punteros. Sin embargo, esto está destinado a cambiar gracias a la visión de Madrid Futuro y los proyectos presentados, por permitir el desarrollo de las nuevas e innovadoras tecnologías. En su base Goggo Networks es una empresa dedicada a la creación de vehículos autónomos, y es exactamente eso lo que han traído a Villaverde para comenzar a testar en el Sandbox de movilidad

El Goggo Cart consiste en un pequeño vehículo autónomo que nos permite recoger comida en cualquier lugar y a cualquier hora del día. En un comienzo de las operaciones se ha llegado a un acuerdo con el famoso chef Dani García y la pastelería Mallorca

Yasmine Fage, cofundadora de Goggo Networks ha introducido a todos los presentes al Goggo Cart. Se trata de un pequeño vehículo autónomo que nos permite recoger comida en cualquier lugar y a cualquier hora del día. En un comienzo de las operaciones se ha llegado a un acuerdo con el famoso chef Dani García y la pastelería Mallorca para ofrecer sus productos de venta en el Goggo Cart. De esa forma se ofrece desayunos y comida. Las zonas en las que se desea introducir el vehículo una vez superado el periodo de pruebas son el área comercial de las 4 torres y Las Rosas. Aunque lo definen como un pequeño restaurante con ruedas, como un foodtruck, pero sin conductor, la sensación que proporciona la demostración realizada es que se asemeja más a una máquina expendedora con posibilidad de desplazarse. Esto se debe a que el mecanismo es muy similar, aunque se necesite una aplicación. Seleccionas el producto que deseas entre una gran variedad que reposa en las diferentes baldas, tras una compuerta de cristal. Realizas el pago contactless y la compuerta se desbloquea para que puedas acceder al producto (dando acceso a toda la oferta del carrito). Queda por saber que ocurre si al cliente se le ocurre coger algo más aparte de lo que haya adquirido, o la puerta no se cierre correctamente, lo cual por cierto, ocurrió en la demostración.

Para finalizar la presentación del proyecto tomaron la palabra Pablo Vázquez, director de Madrid Futuro, y Concha Chapa concejala de Villaverde. Sin embargo, sus palabras quedaron ligeramente desatendidas, pues la atención de los presentes se encontraba en otro lugar. Con el rabillo del ojo seguían observando con curiosidad a los robots que, si todo sigue adelante, llegarán a las calles de Madrid en cuestión de pocos años.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios