Google Chrome evitará que las webs controlen la navegación incógnita
Ampliar

Google Chrome evitará que las webs controlen la navegación incógnita

martes 19 de febrero de 2019, 12:54h

google+

linkedin

Comentar

WhastApp

Un problema al que se ha enfrentado Google Chrome durante años ha sido que los desarrolladores web podían detectar si un usuario estaba utilizando el modo de navegación privada en el navegador, pese a haber desactivado el rastreo de navegación.

La navegación incógnita es un método de navegación para evitar que las webs que visite el usuario aparezcan en el historial. Así mismo, las cookies, los datos del sitio web y la información introducida en los formularios tampoco aparece.

No obstante, hay un método que permite a las webs detectar si un usuario está utilizando el modo incógnito. Una de las formas más frecuentes requiere el uso de la API FileSystem, que se inhabilita cuando el usuario esta empleando la navegación privada. Dado que no pueden rastrear al usuario, los desarrolladores tienen un método de saber que está navegando en privado. Una manera es impedir el acceso a las publicaciones en páginas que soliciten pagos para consumir algún tipo de material, como algunos medios de comunicación.

Un estudio llevado a cabo por Ghostery sobre el rendimiento de las extensiones del bloqueador de anuncios de Chrome publicado el viernes pasado ha revelado que los desarrolladores de Chrome realizaron una reclamación errónea el mes pasado, cuando salió una controversia sobre su decisión de modificar el navegador de Chrome para terminar con los bloqueadores de anuncios.

Detrás de la referencia de Ghostery en la productividad del bloqueador de anuncios se encuentra Manifest V3, un nuevo estándar para el desarrollo de extensiones de Chrome que Google anunció el mes pasado. El documento contiene diversas reglas nuevas sobre qué funciones y API de Chrome debe utilizar una extensión. Google quería que los desarrolladores de extensiones usaran la nueva API DeclarativeNetRequest en lugar de la antigua API webRequest.

Esta nueva API tiene limitaciones que silencian el número de solicitudes de red a las que podría acceder una extensión.

La decisión de Chrome de investigar las características que rompía el bloqueador de anuncios estaba condenada desde el principio. Los usuarios habituales que han crecido de la mano de los bloqueadores de anuncios pueden notar algún tipo de impacto en el rendimiento.

Sin embargo, un estudio realizado esta semana por el ingeniero de software Patrick Hulce demostró que el código publicitario representa el fragmento más grande de ejecución de JavaScript realizados por un navegador, dando a los usuarios una razón para bloquearlos.

Google quiere terminar con la monitorización a los usuarios. Según informan en 9to5Google, con Chrome 74 se corregirá este fallo, pero aterrizará de forma predeterminada con Chrome 76.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Zonamovilidad.es

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.