José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica
Ampliar
José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica

Telefónica busca reinventarse y así lo asegura frente a la Junta General de Accionistas

viernes 08 de junio de 2018, 14:36h

google+

linkedin

Comentar

WhastApp

El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete, ha presentado a los accionistas el balance de resultados del ejercicio 2017, así como también las líneas de actuación que ha emprendido la compañía con el propósito de reinventarse a sí misma.

"La revolución digital nos brinda la oportunidad de reinventar Telefónica", asegura José María Álvarez-Pallete ante la Junta General de Accionistas celebrada el 8 de junio en Madrid.

"Telefónica es hoy, más que nunca, una empresa tecnológica".

Álvarez-Pallete señala precisamente cómo la digitalización les ha brindado un nuevo producto, la conectividad de datos, y que su principal desafío está en acertar a la hora de gestionar dicha transición. Así, los ingresos de banda ancha y servicios más allá de la conectividad representan, por primera vez, más de la mitad de los ingresos de la compañía.

"Telefonica es hoy incomparablemente más fuerte que hace cinco años", declara el presidente de la compañía; y añade que esto es gracias "al proceso de transformación iniciado años atrás", así como al "esfuerzo inversor gigantesco inspirado en una visión anticipada del cambio tecnológico que advertimos antes que el resto del sector".

En los últimos cinco años, Telefónica ha invertido más de 45.000 millones de euros a un ritmo sostenido del 16-17% de los ingresos anuales.

Telefónica es hoy, más que nunca, una compañía tecnológica. Esa y no otra es la razón que explica que llevemos más de tres años creciendo de forma orgánica en las principales magnitudes.

Exigencias, desafíos y oportunidades

La compañía ha querido detallar las tres "exigencias" que se ha autoimpuesto para acelerar el cambio en todos sus ámbitos de actuación: la primera pasa por transformar aún más la oferta hacia lo digital; la segunda consiste en transformar las plataformas, en invertir en las nuevas redes y en adaptar la oferta; y la tercera apuesta por transformar la cultura de la compañía, para trabajar de forma más ágil y sencilla y avanzar más rápido en el proceso de transformación.

Telefónica ha detallado las tres "exigencias" que se ha autoimpuesto para acelerar el cambio en sus ámbitos de actuación.

Asmimso, ha prestando ante la Junta el balance de resultados obtenidos en el ejercicio 2017. En plena revolución digital, Telefónica cerró el año con ingresos que superaron los 52.000 millones de euros y un beneficio neto que creció el 32%, superando los 3.100 millones de euros. El crecimiento del OIBDA se aceleró hasta superar el 7%, reflejo del aumento sostenido de la rentabilidad del negocio, mientras que el resultado operativo alcanzó los 6.800 millones de euros (+24%).

Por otro lado, el flujo de caja libre creció por segundo año consecutivo de forma significativa (+13%) y rondó los 5.000 millones de euros, lo que generó, además, una reducción de deuda de 4.400 millones de euros.

Todo ello, ha permitido a la compañía "atender el pago de nuestro dividendo de forma equilibrada y sostenible, con una remuneración a nuestros accionistas de 0,40€ por acción", concluyó José María Álvarez-Pallete.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Zonamovilidad.es

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.