Las ciudades inteligentes son aún un futuro muy lejano para el sector de la construcción
Ampliar

Las ciudades inteligentes son aún un futuro muy lejano para el sector de la construcción

Casi la mitad de los líderes de la construcción creen que el sector carece de la capacidad digital para hacer frente a los requisitos de una ‘smart city’

sábado 03 de octubre de 2020, 09:00h

google+

linkedin

Comentar

WhatsApp

  • Compartir en Meneame

Un estudio llevado a cabo por Finalcad, con la colaboración de 400 líderes de la construcción en Francia, España, Singapur y Japón, revela que el 97 % de las empresas de construcción consideran que trabajar de manera colaborativa plantea un reto. Este tipo de organizaciones tiene que reducir la brecha digital y acelerar la transformación digital, o corren el riesgo de perder oportunidades clave para generar ingresos en el futuro.

A pesar de que el 47 % de la muestra del estudio de Fincaland cree que el sector no cuenta con la capacidad digital necesaria para hacer frente a las demandas de una ciudad inteligente, entre los encuestados sí que existe una predisposición para hacer frente al reto: un 95 % afirmó que su empresa estaba ‘preparada hasta cierto punto’ para la recopilación de big data y la adopción de las tecnologías digitales. Sin embargo, los retos son múltiples. No poder recopilar datos en tiempo real, o la incapacidad de crear la huella digital de un edificio son los principales escollos que señalan los encuestados. Superarlos será clave, no solo para el desarrollo inteligente, sino tambien para una construcción respetuosa con el medio ambiente.

En esta línea, el marco ‘Level(s)’, que presentará la Comisión Europea a finales de 2020, pretende implantar un nuevo enfoque en lo que respecta a la construcción de inmuebles sostenibles. Level(s) anima a constructores, arquitectos y a las autoridades a pensar en el ciclo de vida útil de un edificio, desde la compra de materiales hasta la eventual demolición y reciclado de dichos materiales. Sin embargo, el estudio destaca que, en la actualidad, las empresas de construcción no están preparadas para este tipo de planteamientos. Muchas no pueden registrar y compartir datos sobre la procedencia de los materiales (32 %) o sobre el porcentaje de residuos de una obra que se reciclan (42 %).

Efecto Covid-19

"Aunque no cabe duda de que este es un reto considerable para el sector, también representa una oportunidad para que las empresas de construcción den el paso hacia la digitalización y se preparen para el futuro", Franck Le Tendre.

“La Covid-19 ha afectado gravemente al sector de la construcción y los ingresos de las empresas se han llevado la peor parte”, indica Franck Le Tendre, CEO de Finalcad. “Sabemos por nuestro estudio que los márgenes de beneficios estaban ya de media en el 2 % antes de la Covid-19. Aunque no cabe duda de que este es un reto considerable para el sector, también representa una oportunidad para que las empresas de construcción den el paso hacia la digitalización y se preparen para el futuro. Al darle prioridad ahora a la digitalización serán capaces de sacar provecho de tendencias futuras como las ciudades inteligentes y la construcción ecológica. Esto les permitirá desempeñar su papel a la hora de crear un futuro más sostenible además de tener acceso a nuevas fuentes de ingresos que resultarán fundamentales para la recuperación a largo plazo”, añade.

Formación digital

Además de las consecuencias provocadas por la crisis de la Covid, hay otro gran obstáculo que impide la transformación digital en la mayoría de las empresas de la construcción: la brecha de destrezas digitales. Un 96 % de los encuestados siente que su personal carece 'hasta cierto punto' de las destrezas necesarias para utilizar herramientas digitales y aplicaciones. Lo ideal sería que las empresas invirtieran en soluciones intuitivas que se centren, sobre todo, en la experiencia del usuario y la facilidad de uso. Como consecuencia, la digitalización se aceleraría y la productividad, eficiencia y colaboración mejorarían.

“Reducir la brecha de destrezas digitales será clave a la hora de apoyar una colaboración y una comunicación eficaces en la construcción”, Le Tendre.

“Reducir la brecha de destrezas digitales será clave a la hora de apoyar una colaboración y una comunicación eficaces en la construcción”, apunta Le Tendre. “Esto también será esencial para recuperarse de la disrupción provocada por la Covid-19, que ha cambiado por entero el modo en el que las empresas pueden operar tanto dentro como fuera de la obra. Crear un espacio digital de trabajo permitirá a las empresas del sector sentar las bases de un éxito futuro. Además, un entorno de trabajo digital resulta mucho más atractivo para una generación de trabajadores más jóvenes y no olvidemos que para 2025, se calcula que el 75 % de los profesionales serán millenials. Este enfoque permitirá a las empresas desempeñar un papel en las tendencias futuras y en las oportunidades de ingresos en la era pos-Covid-19”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
  • Compartir en Meneame

+

0 comentarios