Productos HP

Prueba HP Omen Desktop; entre la atracción de la belleza y la emoción de la eficacia
Ampliar

Prueba HP Omen Desktop; entre la atracción de la belleza y la emoción de la eficacia

jueves 23 de agosto de 2018, 12:45h

google+

linkedin

Comentar

WhastApp

A veces y sólo a veces, un objeto se cruza ante nuestros ojos y sientes necesidad de tocarlo; a veces y sólo a veces, ese objeto te despierta el duende posesivo y piensas: “lo quiero”. A veces y sólo a veces te sientas delante de Desktop PC Omen by HP y ya no quieres pensar en otro centro de trabajo, de visionado o de juego. El duende “lo quiero” te perturba y te quita el sueño.

La cuestión es si eres o no un jugador muy aficionado, semi profesional o profesional; porque entonces, si puedes permitírtelo, el equipo de los sueños de cualquiera está compuesto por una torre y una pantalla ‘nacidas para ganar’.

Diseñado en negro y rojo, con iluminación interior, pesa 17,6 Kg y tiene unas medidas de 44,21 x 19,2 x 41,72 cm.

El diseño del equipo de gaming de HP, no por conocido deja de llamar la atención cada vez que te pones frente a él. Diseñado en negro y rojo, con iluminación interior, tiene detalles llamativos que suponen un hecho diferencial; por ejemplo, que aunque pesa 17,6 Kg y tiene unas medidas de 44,21 x 19,2 x 41,72 cm, dispone de un sistema de agarre para introducir la mano y poder tirar de él con firmeza. En la misma zona superior vemos un pequeño rotulo que nos indica que el botón para abrir el lateral está en la parte de atrás; y, efectivamente, un botón deslizante, y una pulsación donde se nos indica nos permite retirar con facilidad la pared de la torre y acceder libremente a los componentes. Además, al tener iluminación interior, la manipulación no resulta excesivamente complicada.

Otro detalle es la doble compuerta que se sitúa en el bisel superior, con formato de flecha, la cual al abrirse nos da acceso a cuatro unidades de disco duro que podemos sacar y cambiar de forma muy sencilla (dispone de una lengüeta para tirar).

Por lo demás, dispone de puertos delante y detrás (más adelante veremos cuales), para que podamos conectar los accesorios de la manera más fácil.

Omen Desktop a fondo

Jugador o no, todo el mundo sueña con tener un equipo de ejecución infalible, un ordenador en cuya pantalla el sistema operativo Windows 10 Home 64 que lleva instalado responda de forma instantánea.

Y esto ocurre gracias a un procesador Intel Core i7-8700 de seis núcleos, con una frecuencia base de 3.2 GHz hasta 4.6 GHz, con Tecnología Intel Turbo Boost Technology, 12 MB de cache y 6 núcleos.

Si de gráficos hablamos, hay que reconocer que el Omen lleva una pequeña joya dentro del mercado: un NVIDIA GeForce GTX 1070 (8 GB GDDR5 dedicados) lo que colabora, o mejor aún, es la razón de que el grafismo 3D de los juegos más avanzados se vean con tanta naturalidad, nitidez y detalle. Una cosa sumada a la otra le aporta fluidez al desarrollo, agilidad y precisión.

Podríamos decir que con una conexión adecuada (lo probamos con WiFi de alta velocidad y respondió correctamente) decimos adiós a la latencia. Y es que en este HP OMEN el sistema analiza el tráfico, de forma que prioriza aquel que resulta relevante para la actividad que estamos desarrollando; especialmente si de jugar o competir se trata.

En cuanto a la memoria (SDRAM de 16 GB DDR4 - 2400 - 2 x 8 GB-), no podemos decir que sea infinita, pero casi; el almacenamiento total es de 2 TB a 7200 rpm, en un disco duro SATA (Serial Advanced Technology Attachment), lo que le proporciona mayores velocidades, mayor aprovechamiento y capacidad para conectar unidades sin tener que apagar el equipo. Por cierto, la SDRAM de 16 GB se puede ampliar a 32 GB.

Como hemos dicho anteriormente, lleva cuatro ranuras para discos externos DIMM de 5,5 pulgadas o lo que es lo mismo, módulos de memoria con contactos duales, qué se conectan directamente en la ranura de la placa base de los ordenadores personales.

Para el almacenamiento secundario, una memoria Intel Optane (32 GB NVMe) que acelera aún más los procesos de guardado.

No podemos cerrar el capítulo sin apuntar que el equipo lleva, también, un lector de tarjetas de memoria 3 en 1.

Tras la puerta

Si de una máquina espectacular hablamos, no podemos obviar el hecho de poder jugar e incluso trabajar con poca luz, ya que los puntos de luz roja que incorpora no solo crean ambiente, sino que suman teatralidad.

Un detalle que a resaltar es que al abrir la compuerta lateral se nos facilita el acceso a los componentes y a un sistema de refrigeración avanzado con ventiladores de 120 mm. Por otra parte y según explica el fabricante, se le puede añadir refrigeración líquida de forma opcional. Además, disipa el calor mediante una cámara avanzada de vapor. Así, por muchas horas que pasemos frente a la pantalla y por mucho que estresemos el equipo, siempre mantendrá la temperatura adecuada.

En términos de conectividad, hay que destacar su sistema WiFi 802.11a/b/g/n/ac (2x2) y el Bluetooth 4.2 M.2 combo para la conexión de equipos periféricos como teclado y ratón. A este respecto hay que señalar que, de serie el teclado es el modelo reducido, convencional pero cómodo y de buena calidad y el ratón (óptico), igual. Sin embargo, la serie dispone de teclado y ratón ‘gamer’, retroiluminados y especialmente diseñados para la funcionalidad para la que fueron creados.

Otro tipo de conexiones son las que se pueden realizar por cable y el Omen Desktop ofrece múltiples y variadas conexiones: una conexión para micrófono y auriculares; dos USB 3.0; otras dos USB 3.0, en este caso tipo C, dos USB 2.0; y 4 USB 3.0. Por supuesto, entrada para cable de datos (10/100/1000 GbE LAN) y la toma de corriente.

A la hora de hablar de conexiones multimedia, hay que mencionar un puerto DVI, uno HDMI y un Display Port. Igualmente, lleva incorporado sistema de sonido DTS y un lector de grabador de DVD.

El precio de la torre es de 1.300 en HP y 1.100 en Amazon (sin sistema operativo) e incluye un año de garantía y 90 de soporte telefónico.

Monitor de 27”

Si bien la torre se vende por separado, hemos probado el equipo con una pantalla de 27 pulgadas, mate, antirreflejo full HD, con una resolución QHD (2560 x 1440 Mpx @ 60 Hz).

El monitor, con un diseño cuidadísimo, se dispone sobre un pie metálico que con su peso y diseño romboidal de la peana garantiza la estabilidad. De esta forma, podemos situar el área de visión frente a nuestros ojos, para mantener la postura correcta a la hora de trabajar. El grado de inclinación oscila entre los -5º y los +23º.

El precio de la pantalla supera los 600 euros; si bien hay otra de 25 pulgadas, algo inferior pero también muy reseñable cuyo precio es de 239 euros.

Arrancar el ordenador, ya es un espectáculo, un preludio de emociones que se manifiestan con un logo de carácter fuerte y colores muy llamativos. Después, la rutina habitual de configuraciones cuando se estrena un equipo.

Una cosa a tener en cuenta es que todas las conexiones se sitúan invisibles en la base y el pulsador de encendido, discretamente en la esquina inferior derecha.

Se trata de una pantalla grande, de 68,58 cm, con un área de visualización es de 59,67 x 33,56 cm y la distancia entre píxeles de 0,233 mm. Además, tecnología Nvidia G-SYNC, retroiluminación LED y puertos para cable HDMI, USB 3.0, DisplayPort y CD. Y lo mas importante, un tiempo de respuesta de 1 ms gris a gris.

Entre los controles de pantalla encontramos: menú, menos, más, controles de entrada, alimentación, luminosidad, control de color, control de imagen, gestión, idioma información y salir.

El precio de la pantalla supera los 600 euros; si bien hay otra de 25 pulgadas, algo inferior pero también muy reseñable cuyo precio es de 239 euros.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Zonamovilidad.es

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.