www.zonamovilidad.es
Cómo desinfectar tu teléfono móvil según el trabajo que tengas para evitar la COVID-19
Ampliar

Cómo desinfectar tu teléfono móvil según el trabajo que tengas para evitar la COVID-19

Por Gabriela Galdón López-Quesada
x
ggaldonlqgmailcom/9/9/15
sábado 03 de abril de 2021, 09:00h

google+

linkedin

Comentar

WhatsApp

Escucha la noticia

Los teléfonos móviles son dispositivos que llevamos siempre encima tanto en el hogar como cuando salimos de él y están constantemente en contacto con nuestra cara y manos. Por este motivo ante la COVID-19 los dispositivos móviles son un foco de contagio, y deben estar correctamente desinfectados para evitar contagios.

Actualmente desinfectar el teléfono es fundamental a la hora de volver a casa. En algunas profesiones, la exposición a suciedad, gérmenes o sustancias dañinas requiere que los smartphones se limpien y desinfecten a fondo continuamente. Para reducir riesgos, es necesario reconsiderar la manera en que los empleados utilizan los teléfonos personales y compartidos y establecer nuevas rutinas de desinfección.

El teléfono móvil en tu bolsillo está diez veces más sucio que el asiento de un inodoro

Un estudio publicado en la revista médica académica Germs (2017) revela que Se han encontrado más de 17.000 bacterias en los teléfonos móviles. De hecho, diversos estudios han demostrado que el teléfono móvil en tu bolsillo está diez veces más sucio que el asiento de un inodoro. Por este motivo, Bullitt Group y el Dr. Simon Clarke, han realizado una guía con algunas pautas de limpieza, según el tipo de trabajo:

Trabajos al aire libre

En los trabajos al aire libre, la exposición constante a otras personas, y también a superficies compartidas, resulta un importante factor de riesgo para la contaminación de los dispositivos móviles. En estas situaciones es recomendable que los trabajadores como repartidores mantengan sus smartphones en el interior de sus vehículos o en los bolsillos siempre que puedan, y no deberán apoyarlos boca abajo en ningún lugar durante el proceso de entrega. Las superficies como los picaportes y los timbres son una fuente potencial de contaminación, por lo que es fundamental realizar una limpieza de manos a conciencia con gel hidroalcohólico antes volver a tocar el teléfono.

Los trabajadores en sectores de construcción y logística deben tratar las áreas en las que trabajan como espacios públicos con el mismo riesgo asociado.

Trabajos en hogares de otras personas

En estos casos, se recomienda reducir el uso del teléfono personal al mínimo y cerciorarnos de limpiarlo, junto a nuestras manos, antes de utilizarlo.

Trabajos de emergencias y sanitarios

Para aquellos trabajadores de primera línea es de imprescindible mantener una correcta higiene del teléfono para evitar que se conviertan en un foco de infección.

Casi el 95% de los dispositivos de médicos y personal sanitario tenían diferentes tipos de bacterias que podían llegar a transmitir enfermedades graves

Un estudio publicado por la Universidad Ondokuz Mayis en Turquía, publicado en la revista 'Annals of Clinical Microbiology and Antimicrobials', ha señalado que casi el 95% de los dispositivos de médicos y personal sanitario tenían diferentes tipos de bacterias que podían llegar a transmitir enfermedades graves. Solamente el 10% de estos limpiaban y desinfectaban asiduamente el teléfono.

Para asegurar que los servicios de emergencias puedan desarrollar su trabajo de forma segura, el hecho de que el teléfono pueda ser completamente desinfectado es requisito básico.

Compañías como el departamento de transporte de medicamentos de The Malteser Hilfsdienst, compañía de servicios de logística de equipos sanitarios de urgencia, productos de laboratorio, y equipos de servicios de emergencias en Múnich, utiliza teléfonos resistentes Cat Phones para dar su servicio.

Samuel Schuler, jefe de equipo de Malteser Hilfsdienst e.V. en Múnich ha apuntado que “con el uso de estos dispositivos robustos hemos solucionado dos problemas a la vez: la inversión, debido a que el número de teléfonos defectuosos se ha reducido significativamente, y el hecho de que podemos limpiar el teléfono higiénicamente durante los cambios de turno”.

Trabajos en oficinas y con teléfonos de uso compartido

En este tipo de trabajos lo primero que deben hacer los empleados es limpiar sus dispositivos móviles cuando llegan a la oficina. Por otro lado, deben utilizar menos el teléfono personal en el trabajo, e instalar las aplicaciones que más utilicen en el ordenador de sobremesa. Además, es importante evitar los dispositivos móviles durante la comida y no llevarlos a áreas comunes donde no sean necesarios, como a comedores y lavabos. Es recomendable no colocar el móvil sobre mesas o escritorios de otros compañeros de trabajo, y evitar que otras personas tengan contacto con el teléfono móvil.

Los teléfonos profesionales de uso compartido tienen que limpiarse en profundidad al final de cada jornada de trabajo, antes de guardarlos en un lugar seguro, cerrado e higiénico por la noche.

Es recomendable evitar el uso de fundas o utilizar móviles que no requieran fundas protectoras. Las fundas sirven de refugio para virus y bacterias de la misma forma que lo hacen los teléfonos, y en muchos casos pueden ser más difíciles de limpiar aún.

Uso de telefonía resistente e higiene

Los dispositivos resistentes pueden lavarse a fondo con agua y jabón, limpiarse con geles, toallitas de alcohol e incluso con lejía, lo que los convierte en la opción perfecta para todas las personas que salen de su casa para trabajar.

Muchos smartphones parecen resistentes al agua, pero solo los teléfonos realmente resistentes pueden soportarlo, por lo que es necesario cerciorarse de que limpiamos el teléfono conforme a las directrices de los fabricantes, para que no haya riesgo de dañar el dispositivo o invalidar la garantía. Los teléfonos que puede limpiarse más a fondo podrían tener un papel fundamental a la hora de reducir la propagación de la COVID-19.

Los teléfonos Cat, además, de ser resistentes a caídas y totalmente sumergibles en agua, han sido sometidos a cientos de pruebas de abrasión con alcohol a presión, así como a pruebas de limpieza con lejía y a pruebas de exposición y susceptibilidad a mezclas químicas lo que permite frenar la infección del virus y desactivar el arma de infección masiva en la que se habían convertido estos dispositivos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios