Ericsson comienza sus tres años de penitencia por los cargos de soborno
Ampliar

Ericsson comienza sus tres años de penitencia por los cargos de soborno

miércoles 03 de junio de 2020, 18:38h

google+

linkedin

Comentar

WhatsApp

Ericsson comienza el período de tres años de vigilancia al que se someterá la compañía por un caso de soborno que acabó en los tribunales de Estados Unidos.

Ericsson ha iniciado esta semana sus tres años de supervisión tras el acuerdo de enjuiciamiento diferido (DPA) alcanzado con el Departamento de Justicia de los Estados Unidos

En 2019, una investigación por sobornos y violaciones del código ético de la compañía y de la Ley estadounidense de Prácticas de Corrupción en el Extranjero (FCPA) en China, Yibuti, Indonesia, Kuwait, Arabia Saudí y Vietnam, concluyó con un acuerdo entre ambas partes.

Ericsson llevó a cabo una campaña de corrupción en cinco países durante cinco años que permitió “consolidar su control sobre los negocios de telecomunicaciones"

La campaña de corrupción que llevó a cabo Ericsson en cinco países durante cinco años permitió “consolidar su control sobre los negocios de telecomunicaciones a través de fondos para fines ilegales, sobornos, obsequios” apuntó entonces el fiscal federal de Manhattan, Geoffrey S. Berman.

"A través de fondos para fines ilegales, sobornos, obsequios, Ericsson realizó negocios de telecomunicaciones con el principio de que 'el dinero habla'. Su declaración de culpabilidad y la entrega de más de mil millones de dólares en sanciones combinadas deben comunicar claramente a todos los actores corporativos que no se tolerará hacer negocios de esta manera", advirtió Berman.

Qué medidas anticorrupción tendrá que tomar Ericsson

En este texto, Ericsson se compromete a pagar más de mil millones de dólares en sanciones combinadas. Además del pago de la sanción, Ericsson se comprometió a la contratación de un tercero para vigilar que la compañía cumple con las medidas impuestas por el Departamento de Justicia estadounidense en diciembre.

Ahora, el fabricante sueco ha confirmado que ha completado la búsqueda y selección del responsable que se encargará de monitorizar el cumplimiento. Será Andrea Pohlmann, de la compañía Pohlmann & Company, una firma alemana especializada en compliance y gobernanza.

De este modo, durante los tres próximos años, Pohlmann será el encargado de vigilar el cumplimiento de la implementación de un nuevo sistema de compliance y de recomendar mejoras.

Durante estos tres años, Ericsson tendrá que implementar controles contables internos y verificaciones de activos para garantizar una contabilidad precisa, así como un programa exhaustivo de activos para garantizar una contabilidad precisa y un programa de lucha contra la corrupción que incluya políticas, procedimientos y capacitación para disuadir las violaciones de la FCPA.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios