www.zonamovilidad.es
Por Gabriela Galdón López-Quesada
x
ggaldonlqgmailcom/9/9/15
sábado 07 de agosto de 2021, 09:00h

Escucha la noticia

La digitalización de la sociedad impulsada por la pandemia ha hecho que todas las personas se hayan tenido que adaptar a esta situación. Los niños han sido uno de los grupos que más se han tenido que ajustar a los cambios que se han dado todos estos meses y las adaptaciones que ha impuesto la crisis de la COVID-19, para poder continuar aprendiendo, a través de aulas virtuales y acabar el curso con los mejores resultados.

Por este motivo, SPC, la marca española especializada en electrónica de consumo ha presentado la ‘I Radiografía de los españoles smart’, que revela el uso que hacen los niños de los dispositivos electrónicos. Un dato que hay que destacar es que los niños han modificado su relación con los dispositivos electrónicos en los últimos meses.

TikTok antepone la educación en su guía para el verano

Leer más

Cómo emplean los dispositivos electrónicos los más pequeños

El informe señala que, con la vuelta a la normalidad en las aulas, los productos electrónicos utilizados específicamente para fines educativos han disminuido por parte de los niños, que ahora le han dado otro uso enfocado en la diversión. Además, el estudio muestra cómo los padres ven la necesidad de asignaturas que enseñen a sus hijos las ventajas de la tecnología, de actividades interactivas que promuevan el trabajo en equipo y el uso de dispositivos electrónicos en las aulas para así aumentar sus capacidades tecnológicas.

El 46,4% de los encuestados con niños a su alrededor cree que el uso que los pequeños hacen de los dispositivos electrónicos es para jugar

En este sentido, el estudio señala que el 46,4% de los encuestados con niños a su alrededor cree que el uso que los pequeños hacen de los dispositivos electrónicos es para jugar y solo un 8,3% piensa que los utilizan mayoritariamente como complemento educativo. El confinamiento y las cuarentenas han modificado notablemente la forma de estudiar de los niños que está evolucionando digitalmente. Por otro lado, el 46,4% de los encuestados piensa que el uso principal que le han dado los niños a los dispositivos electrónicos es para jugar. Y, el 26,4% cree que los usan para consumir contenido audiovisual.

Asimismo, el 7,7% opina que los niños los utilizan para estar en contacto con sus familiares y amigos, el 6,7% señala que los utilizan para usar aplicaciones para aprender de manera interactiva mediante juegos, y el 4% opina que el uso que le dan es para escuchar música. El 84% de los padres confirma que los niños han modificado su relación con los dispositivos electrónicos, y, por el contrario, el 36,2% cree que lo que ha incrementado ha sido el empleo para actividades de ocio.

Glifing, el videojuego creado por una mamá para su hijo con dislexia que triunfa

Leer más

En otra línea, 36,2% de los encuestados señala que los pequeños han incrementado las horas de uso para tiempo de ocio. Sin embargo, el 28% considera que ese aumento en su uso se debe a temas educativos. Además, el 16% cree que no han cambiado ni su uso ni el tiempo dedicado a los mismos, y el 15,1% considera que han hecho un uso equitativo para ambas cosas. Asimismo, el 4,9% confirma que los niños han disminuido las horas de uso de los dispositivos electrónicos.

El 80,7% de los encuestados cree que la tecnología y las actividades de gamificación son un apoyo para el desarrollo de la creatividad infantil

El estudio resalta que el 80,7% de los encuestados cree que la tecnología y las actividades de gamificación son un apoyo para el desarrollo de la creatividad infantil, un 65,3% confirma que les da autonomía y un 57, 2% opina que estas actividades no presenciales les ayudan a perder el miedo a equivocarse. No obstante, un 68,8% de encuestados que afirma que con la tecnología los niños buscan la inmediatez y ya no son capaces de buscar inspiración en otros ámbitos si les lleva más tiempo, un 61,1% de las respuestas cree que esta conectividad constante les puede hacer menos sociables y un 58,62% piensa que los más pequeños ya no saben hacer nada si no es digital.

La tecnología como aliada o enemiga en tiempos de exámenes

Leer más

En lo que se refiere a los dispositivos empleados, el dispositivo estrella sería la tablet, ya que puede ayudar a mejorar el rendimiento escolar mediante actividades y juegos digitales, y a optimizar la adaptación al entorno digital.

Finalmente, el 74% de las respuestas obtenidas señalan que el uso de tablets por parte de los niños les aporta un aprendizaje adaptativo y personalizado a las necesidades de cada uno. Por el contrario, el estudio revela que 8 de cada 10 encuestados creen que los niños pueden buscar con facilidad y soltura fuentes de información y contrastar datos. Además, este grupo confirma que este tipo de dispositivos tendría que ser un recurso complementario al proceso de aprendizaje apoyado en métodos más tradicionales.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios