Amazon se enfrenta a una sanción del 10% de sus ingresos globales

Margrethe Vestager, vicepresidenta ejecutiva de la Comisión Europea y responsable de Competencia
Ampliar
Margrethe Vestager, vicepresidenta ejecutiva de la Comisión Europea y responsable de Competencia

Bruselas acusa a Amazon de abusar ilegalmente de su posición dominante

martes 10 de noviembre de 2020, 13:32h

google+

linkedin

Comentar

WhatsApp

  • Compartir en Meneame

Los reguladores de la Unión Europea han presentado cargos antimonopolio contra Amazon, al que acusan de utilizar datos para obtener una ventaja “injusta” sobre los comerciantes que usan su plataforma.

Desde Bruselas aseguran que Amazon está utilizando los diferentes datos que recaba para conseguir más información y posicionar mejor sus productos y servicios, en detrimento de las compañías que utilizan su plataforma para vender.

La Unión Europea da así un paso adelante en su investigación antimonopolio sobre Amazon, el gigante estadounidense del ecommerce que se enfrenta ahora a una denuncia formal de la Comisión Europea por prácticas que van en contra de la competencia, al aprovechar los datos que recopila de las ventas de los comerciantes de su Marketplace con lo que consigue un mejor posicionamiento de sus propios productos en la plataforma.

La denuncia, que no supone una sanción explícita, busca aclarar la legalidad del papel de Amazon en este papel doble de minorista y de Marketplace. Asimismo, la investigación se centra en los mercados de Francia y Alemania, los dos principales de la firma de Jeff Bezos en la Unión Europea y es el resultado de unas pesquisas abiertas en 2018.

La querella, presentada por la Comisaria de Competencia y vicepresidenta de la Comisión Europea, Margrethe Vestager, busca dilucidar su Amazon abusa de esta información para mejorar sus productos y posicionarlos por encima de la competencia, algo que va contra las normas de la UE y que desde Bruselas creen que es así.

“Los datos sobre la actividad de los vendedores de terceros no deben utilizarse en beneficio de Amazon cuando ésta actúa como competidora de dichos vendedores"

“Debemos asegurarnos de que las plataformas de doble función con poder de mercado, como Amazon, no distorsionen la competencia”, ha señalado Vestager. “Los datos sobre la actividad de los vendedores de terceros no deben utilizarse en beneficio de Amazon cuando ésta actúa como competidora de dichos vendedores. Las condiciones de competencia en la plataforma Amazon también deben ser justas. Sus normas no deben favorecer artificialmente las ofertas de los minoristas de Amazon o favorecer las ofertas de los minoristas que utilizan los servicios de logística y entrega de Amazon”, ha advertido la vicepresidenta de la Comisión Europea.

Las conclusiones preliminares de Bruselas señalan que los empleados del negocio de minorista de Amazon tienen a su disposición “grandes cantidades de datos de vendedores que no son públicos” y que “fluyen directamente a los sistemas automatizados” de ese negocio que “agrega los datos y los utiliza para calibrar las ofertas minoristas y las decisiones empresariales” de Amazon “en detrimento de los demás vendedores del mercado”.

Gracias a esto, Amazon puede centrar sus ofertas en los productos más vendidos en todas las categorías de productos y ajustar sus ofertas teniendo en cuenta los datos no públicos de sus competidores.

Una posible multa de miles de millones de dólares

Ante esta situación, Amazon se enfrenta a una multa que puede alcanzar el 10% de sus ingresos mundiales anuales, lo que se traduce en miles de millones de dólares y en una de las multas impuestas por un regulador de la competencia más grandes de la historia a nivel global.

“No estamos de acuerdo con las afirmaciones preliminares de la Comisión Europea"

A través de un escueto comunicado, la compañía ha rechazado las acusaciones asegurando que “estamos en desacuerdo con las afirmaciones preliminares de la Comisión Europea y continuaremos haciendo todo lo posible para asegurarnos de que ésta cuenta con la información necesaria para tener una comprensión precisa de los hechos".

"Amazon representa menos del 1% del mercado minorista mundial; en todos los países en los que operamos encontramos minoristas de mayor tamaño que nosotros. Ninguna empresa se preocupa más por las pequeñas empresas o ha hecho más para apoyarlas en las últimas dos décadas que Amazon. Hay más de 150.000 empresas europeas vendiendo a través de nuestras tiendas, generando decenas de miles de millones de euros en ingresos anualmente y empleando a miles de personas", aseguran desde la compañía.

Ahora se abre un proceso para que Amazon responda a las acusaciones por escrito y presente su defensa ante una audiencia oral.

Bruselas abre una segunda investigación

Paralelamente a esta denuncia, la Comisión Europea ha abierto una segunda investigación “de carácter prioritario” a Amazon relacionada con su ‘Buy Box’ y su etiqueta Prime. Con estas pesquisas, Bruselas quiere saber si los criterios que Amazon establece para seleccionar al ganador de la ‘Buy Box’ y para permitir a los vendedores ofrecer productos a los usuarios principales en el marco de su programa de fidelidad de Amazon Prime, terminan siendo un trato preferencial de las empresas minoristas de Amazon o de los vendedores que utilizan los servicios de logística y entrega de Amazon.

La ‘Buy Box’ se muestra de forma destacada en los sitios web de Amazon y permite a los clientes añadir artículos de un minorista específico directamente a sus carritos de compra. Al “ganar” la ‘Buy Box’, los vendedores del mercado reciben una posición prominente en la web ya que muestra sólo a este vendedor, lo que se traduce en que genera la gran mayoría de las ventas.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
  • Compartir en Meneame

+

0 comentarios