Prueba Xiaomi Mi8 Lite. El gigante chino planta cara a al industria
Ampliar

Prueba Xiaomi Mi8 Lite. El gigante chino planta cara a al industria

jueves 03 de enero de 2019, 18:14h

google+

linkedin

Comentar

WhastApp

La firma china de móviles Xiaomi no descansa en su afán por sacar nuevos smartphones a la venta en un mercado global. El mi8 Lite es un dispositivo que la compañía asiática ha desarrollado dentro de la saga de los Mi8, pero en vez de posicionarlo en el segmento de gama alta, optó en su salida al mercado por un aparato más asequible de gama media.

Después de usarlo durante algún tiempo, podemos concluir que Xiaomi Mi8 Lite es un teléfono que centra todo su potencial en el diseño. La trasera del dispositivo es de cristal resistente, aunque curiosamente no se desliza cuando lo sostienes en la palma de tu mano; es más, te permite utilizrlo sin funda. En esta misma zonae es donde se encuentra el lector de huellas digitales, el cual desbloquea el terminal de forma rápida y eficiente.

La pantalla de este modelo de la multinacional China es muy convencional dentro de los móviles de gama media. Tiene un tamaño de 6,26 pulgadas que facilita se pueda visualizar vídeo y contenido de Internet de forma óptima y con una calidad aceptable dentro de los teléfonos de este tipo de gama. Al deslizar el dedo por la pantalla resulta evidente que la empresa china ha realizado especial hincapié en el desarrollo de la misma. Entre sus características destaca su sensibilidad al tacto o que reconoce el movimiento en cuanto te acercas.

Al hablar de las cámaras de este dispositivo tenemos que diferenciar entre la delantera, la que hace ‘selfies’, y la doble cámara trasera

Con cámara doble trasera y Snapdragon 660

Al hablar de las cámaras de este dispositivo tenemos que diferenciar entre la delantera, la que hace ‘selfies’, y la doble cámara trasera. La primera cuenta con 24MP y se pueden realizar fotos con una calidad y resolución excelente, mientras que las traseras integran sensores de 12 y 5 MP y hacen fotografías con menor calidad que el resto de teléfonos de esta serie Mi que la empresa oriental ha sacado al mercado.

Xiaomi Mi 8, compralo ya


Este smartphone incorpora una plataforma Snapdragon 660, con un procesador de 8 núcleos a 2.200 MHz, que ya resulta algo antiguo respecto a los últimos chips que distribuye la multinacional Qualcomm (lo que repercute en su rendimiento), pero permite realizar varias tareas a la vez sin que baje el rendimiento y la potencia del aparato. Aunque la velocidad de transmisión y descarga de datos(aplicaciones) es algo más lenta que los productos con chips de última generación.

Memoria excelente

La memoria RAM del Mi8 Lite es de 4GB, suficiente para realizar cualquier actividad que se quiera sin dar problemas. Sin embargo, se nota que la memoria es un poco corta cuando quieres visionar contenido de Internet con una calidad mayor de la que puede soportar. Ésta es una diferencia importante en relación con otros teléfonos de gama media que hay actualmente en el mercado mundial.

Otra característica sobre la que se debe llamar la atención es que la memoria de almacenamiento puede ser de 64 ó 128 GB, capacidades, tanto una como otra, suficientes para utilizar el dispositivo con tranquilidad, sin miedo a quedarnos sin espacio con posibilidad de descargar y guardar aplicaciones, fotos, videos y toda la información que se descargue de la red. De esta forma, salvo situaciones muy determinadas, no se tendrá que recurrir a la memoria externa.

MIUI 10

Lo más sobresaliente del terminal es la actualización del sistema MIUI. Con la llegada del MIUI 10 la marca Xiaomi eleva su nivel de calidad en cuanto a la configuración del menú y el uso de la inteligencia artificial (IA) en los teléfonos de gama media. Un claro ejemplo en Mi8 Lite de IA es el desbloqueo facial, el cual, aunque es rápido, no es tan eficaz como el del modelo Mi8.

Un cambio importante que presenta el MIUI 10 es que, a la hora de gestionar las notificaciones que te llegan de las distintas aplicaciones instaladas, cabe manejar estos avisos sin tener que abrirlos. Además, el dispositivo cuenta con un modo retrato, con el que se podrán realizar fotos con una gran resolución. Innovaciones posibles gracias al uso de la recientemente incorporada inteligencia artificial del Mi8 Lite.

Este modelo de Xiaomi tiene una batería de 3350mAh de alta capacidad, que suele durar un día y medio con un uso habitual del móvil durante la jornada, lo cual te permite no tener que estar pendiente de la duración de la batería y disfrutar de la opción multitarea que ofrece el teléfono.

Nuestra opinión: Barato pero no perfecto

El precio de este nuevo modelo es de 250€, asequible para la gente que busca un dispositivo de gama media, con una cámara delantera de gran calidad para hacer selfies y una inteligencia artificial manifiesta a través del desbloqueo facial que se realiza de forma rápida. Además, el MIUI 10 es un sistema que ha cambiado la configuración completa de los Mi de la marca china.

Xiaomi ha acertado al sacar este smartphone al mercado, al contar con una serie de características nuevas y apostar por la calidad. La compañía asiática se ha dado cuenta que el negocio de los teléfonos de gama madia es de gran importancia para la industria de los dispositivos móviles, lo que los anima que seguir invirtiendo y sacando teléfonos al mercado. Sin embargo, no todo lo que reluce es oro. La gran debilidad de los móviles de Xiaomi sigue siendo su nivel SAR o tasa de absorción de radiaciones por parte del cuerpo humano y que impacta tanto sobre la cabeza como sobre el cuerpo. Una asignatura pendiente para este tipo de producto que si bien el consumidor no aprecia a simple vista tiene gran importancia.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Zonamovilidad.es

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.