www.zonamovilidad.es
domingo 06 de mayo de 2018, 11:35h

google+

linkedin

Comentar

WhatsApp

Escucha la noticia

Especialmente al taiwanés TSMC, uno de los mayores proveedores de componentes de Apple, quien ha advertido de las consecuencias que podría generar en la cadena de suministro la disputa comercial entre China y Estados Unidos.

La compañía, que genera aproximadamente la mitad de sus ingresos anuales de dispositivos móviles, expresó su preocupación sobre cómo podría verse afectada la cadena de suministro si EE.UU incrementara los aranceles.

Morris Chang, fundador y presidente saliente de TSMC, ofreció una perspectiva sobre lo que significaría una guerra comercial entre China y EE.UU para aquellos grupos integrados en cadenas de suministro globales.

La compañía expresó su preocupación sobre cómo podría verse afectada la cadena de suministro si EE.UU incrementara los aranceles.

”China hace una gran cantidad de ensamblaje del producto final, por lo que la disputa comercial entre Estados Unidos y China también puede afectarnos", dijo.

Según el Financial Times, los comentarios de Chang llegan después las medidas tomadas tras meses de amenazas entorno al incremento de aranceles entre las dos mayores economías del mundo — Washington demanda a China que reduzca su déficit comercial con Estados Unidos en 200 mil millones de dólares para 2020, así como también reducir los aranceles y recortar los subsidios para las industrias emergentes.

Consecuencias en la cadena de suministro

Algunos analistas consideran que los nuevos aranceles aumentarían los costes de los componentes enviadoss desde China, por lo que “el efecto de la cadena de suministro sería entonces complicado”.

No obstante, otros opinan que el impacto en los costes o la cadena de suministro podrían resultar limitados a largo plazo; de momento, se han evitado aranceles para las categorías tecnológicas de alto volumen, ya que tanto China como Estados Unidos dependen mutuamente de los proveedores de ambas partes.

De cualquier manera, aunque los aranceles estuvieran diseñados para minimizar el impacto en compañías como Apple, "es casi seguro que parte de su cadena de suministro de componentes se vea afectada", dijo Duncan Innes-Ker, director regional de Asia de The Economist Intelligence Unit.

Finalmente, el Sr. Chang teme que el enfrentamiento entre Washington y Pekín pueda ser peor de lo que experimentó durante la guerra comercial entre Estados Unidos y Japón en los años setenta. "Resolvimos eso bastante pacíficamente, de manera satisfactoria, tanto para Japón como para EE. UU.", dijo. "Esta vez puede que no sea tan amistoso”, añadió.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios