www.zonamovilidad.es
lunes 04 de enero de 2021, 10:00h

google+

linkedin

Comentar

WhatsApp

  • Compartir en Meneame

Abogado, MBA, fruto de una de las mayores consultoras del mundo (McKinsey & Company), Meinrad Spenger llegó a España hace 15 años y, aunque no olvidó su afición por el esquí, apostó por otros ‘deportes de riesgo’ que han ido modificando su vida hasta convertirlo en uno de los ejecutivos mejor pagados del panorama nacional (el mejor en 2018, tras una operación de acciones)

Obstinado en la consecución de sus sueños y proyectos, un joven Spenger de 30 años fundó un operador móvil virtual (OMV) en 2006: MásMóvil; al que cubrió de amarillo sin temer tentar a la suerte, dio a conocer mediante una publicidad histriónica y popularizó con el fichaje de algunos personajes de la época, cuando la palabra ‘influencer’ aún no existía en nuestro vocabulario.

Con el convencimiento profundo de que él sabía gestionar una teleco mejor que los directicos de las consolidadas multinacionales que operaban en el país (Telefónica, Vodafone, Orange y Yoigo), no dejaba de explicar a propios y ajenos que las tarifas de telefonía en España eran muy caras y que había otras formas de comercializar la voz.

La pica en Flandes

Y lo peleó. Y tras 15 años de trabajo, de muchos cambios, de muchas fusiones y adquisiciones, de acuerdos de compartición, de pasar por el MAB y por el IBEX, MásMóvil, presume, hoy, del mayor crecimiento de beneficio bruto de toda la industria europea: casi el 60% entre 2019 y 2021; se enfrentó, en plena pandemia, a una OPA que la reconvirtió en empresa 100% privada (propiedad de un conglomerado de fondos de inversión bajo el nombre ‘Lorca’); cruzó la frontera para comprar Nowo Comunicaciones y entrar en el mercado portugués y se lanzó al mercado de la energía con una hoja de ruta marcada por lo que han demostrado que ya saben hacer.

Nadie dio credibilidad al reto de un joven austriaco que tras fundar una ‘Start up’ apostó por sí mismo, creó un gran equipo, convenció a los inversores y revalorizó su empresa hasta llevarla al ‘top 4’ de las telecomunicaciones

Justo es reconocer que, tanto entre los periodistas como entre los ejecutivos sectoriales, nadie imaginó ni dio credibilidad al reto de un joven que tras fundar una ‘Start up’ tuvo la osadía de apostar sin miedo por sí mismo, de crear un gran equipo y de revalorizar su empresa hasta llevarla al ‘top 4’ de las telecomunicaciones en España. Eso en nuestro país no pasa.

Meinrad Spenger, fundación de MásMóvil

Meini (nombre por el que lo llaman sus conocidos) inició su andadura en tiempos del WiFi de Gowex, de las foneras de Varsavsky y del despegue de BQ readers. Años en que Nokia no tenía rival, en que no existían los iPhones, en que el 3G estaba iniciando su despliegue masivo y en que el término OMV no tenía significado para la mayoría de la población. En aquel momento, un pequeño operador virtual no era una amenaza para nadie; y la lucha contra los grandes era anecdótica, porque los algoritmos y la digitalización aún no regían nuestras vidas.

Hoy, si consultamos su currículum empieza diciendo: “Meinrad Spenger, nacido en Austria, es el fundador y Consejero Delegado de MASMOVIL, el cuarto operador de telecomunicaciones en España que ofrece servicios de telefonía fija, móvil, Internet de banda ancha y tv a clientes residenciales, empresas y operadores, a través de sus marcas principales: Yoigo, MASMOVIL, Pepephone, Hits Mobile, Lebara, Llamaya y Lycamobile… Después de un desarrollo empresarial en tiempo récord, MASMOVIL pone en marcha su política de adquisiciones y se convierte en el cuarto operador de telecomunicaciones convergente del mercado español con sus propias infraestructuras fijas de fibra -25 millones de hogares- y móviles -red completa actualizada 4G. Además, cuenta con presencia en el mercado portugués a través del operador para el mercado residencial NOWO… A día de hoy, y en cifras aproximadas, MASMOVIL cuenta con más de más de 11 millones de clientes, más de 1.800 millones de euros en ingresos, 570 millones de euros de EBITDA como previsión para el año 2020, y más de 1.000 empleados”. Poco más se puede comentar.

Ejecutivo del año

Como cada año, el equipo de Telefonía y Comunicaciones y Zonamovilidad considera quien es el ejecutivo que en el año que termina ha tenido mayor proyección y tras la consulta pertinente a los periodistas más destacados, a algunos directores de comunicación de grandes empresas y a un nutrido grupo de directivos relevantes, se publica quién ha sido el ‘Ejecutivo del año en el sector de las Telecomunicaciones’.

Su esfuerzo durante el confinamiento, la fibra rural o su llegada a 5G son otros motivos por los que Spenger ha sido nominado ejecutivo del año

Así, por su trabajo a lo largo del 2020, Meinrad Spenger ha sido el nominado y lo ha sido no sólo por todas las cosas que, hasta aquí hemos relatado, sino por otras no menos importantes como el esfuerzo realizado, junto al resto de los operadores, por mantener España conectada a través de una eficaz gestión de las redes y del incremento de capacidad de las mismas con el fin de satisfacer todas las necesidades de sus clientes, que no fueron pocas; o, mejor dicho, fueron tantas que el tráfico de datos se incrementó hasta en un 80% respecto a la situación anterior a la crisis. Además, según explicó la propia empresa, se reforzó el número de personas que daba asistencia técnica para agilizar cualquier cuestión que pudo surgir durante el confinamiento y reducir así los tiempos de resolución.

Más allá, MásMovil donó 1 millón de mascarillas y dispositivos que permitieron que pacientes y personal sanitario se mantuvieran conectados o que personas sin hogar pudieran recibir llamadas de acompañamiento.

Otro de los objetivos del equipo de Spenger fue impulsar el despliegue de fibra en el entorno rural en casi 500.000 poblaciones de menos de 10.000 habitantes. Además, MásMóvil ha vuelto a liderar el crecimiento del mercado en España y ha liderado la portabilidad fija y móvil por cuarto año consecutivo. Así mismo, 5G fue otro de los retos en los que se embarcaron en 2020 con pruebas de servicio en diferentes ciudades españolas y terminaron el año con la compra de Ahí+

Para MásMóvil el año empezó con un cambio de domicilio a un edificio con certificado medioambiental y un concepto revolucionario de oficina; pero la COVID ha impedido que la disfruten plenamente.

Las largas horas de confinamiento y teletrabajo Meinrad las ha compartido con tres mujeres: su esposa Chiqui -la gran mujer que acompaña a todo gran hombre-, y sus dos pequeñas princesas. Tiempo para planificar nuevos retos y para hacer balance de años en que, como dice la canción, hubo bueno y malo; pero, a fin de cuentas, la vida le ha permitido alcanzar su meta profesional, formar una bonita familia y demostrar que en España, también una ‘start up’ puede triunfar.

¿Su secreto? Asumir riesgos, crear un gran equipo y batallar.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
  • Compartir en Meneame

+

1 comentarios