www.zonamovilidad.es
Por Alfonso de Castañeda
x
alfondcctelycom4com/8/8/17
miércoles 04 de agosto de 2021, 10:00h

google+

linkedin

Comentar

WhatsApp

  • Compartir en Meneame

Oppo continúa ampliando su ecosistema de productos más allá del smartphone que sigue siendo el corazón de su razón de ser. Los wearables son un complemento a la hora del día para todos fabricantes de smartphones, tanto en la modalidad de smartwatch como en pulseras de actividad.

El gigante asiático presentó hace ya unos meses sus pulseras de actividad Oppo Band Style y Oppo Band Sport, que son ambas iguales a excepción de la correa. En esta ocasión hemos podido probar la Style (que incluye en la caja la correa deportiva), pero el análisis más interesante se centra en lo que tiene en su interior.

La Oppo Band cuenta con un peso de 10,3 gramos sin la correa y está fabricada en un cristal 2,5D en la frontal y de plástico en la trasera ofreciendo una sensación premium tanto en tacto como en visualización al mismo tiempo que ofrece un dispositivo altamente ligero.

La Band Style incluye en la caja la correa deportiva propia de la Band Sport

La Oppo Band Style ofrece una atractiva correa incrustando el sistema en unas patillas metálica en los laterales ofreciendo un estilo más elegante y cómodo. La correa es de silicona suave. En este caso nos encontramos con una hebilla de correa de metal con acero inoxidable y una correa fabricada en goma flúor con cierre de aleación de aluminio. Asimismo, incluye en la caja la correa deportiva con una banda de TPU con cierre de aleación de aluminio.

Por su parte, la Oppo Band Sport ofrece una correa más tradicional que engancha el dispositivo en la banda de silicona, un sistema que parece ofrecer una mejor sujeción para movimientos más bruscos acordes al deporte. En este caso, sólo cuenta en la caja con la correa deportiva.

Ambas son realmente finas con 14mm para la Style y 15mm para la Sport con una longitud de 130–205 mm alrededor de la muñeca, sin ningún tipo de botón, ni altavoz ni micrófono. Las dos correas ofrecen una sujeción de calidad en todo momento y una sensación de ligereza por lo que, en muchos casos, no te das cuenta ni de que la llevas puesta por lo que no molesta durante el día ni durante la noche (cuenta con detección de sueño) o en el agua (resistencia IP54).

Oppo trae a España sus pulseras Band Style y Band Sport

Leer más

Pantalla

La Oppo Band cuenta con una pantalla AMOLED de 1,3 pulgadas con una resolución de 126x294 píxeles con un frontal que mide 40,4x17,6mm por lo que nos encontramos con un amplio marco tanto arriba como abajo.

Hay que reconocer que Oppo ha trabajado bien las carátulas del reloj optando por fondos negros, lo que permite que la pantalla no se note mucho el problema de los marcos y la falta de aprovechamiento del panel.

Más allá del tamaño, la calidad de la pantalla es buena ofreciendo unos colores bien definidos con una resolución lo suficientemente buena para no apreciar los píxeles y con una interfaz bien adaptada al tamaño del panel pudiendo ver los iconos de forma correcta. Sin embargo, esto no ocurre con los textos de las notificaciones que sí es demasiado pequeño para una lectura correcta en todo momento y cortándose en algunos momentos.

Mientras tanto, el brillo es suficiente para usar la pulsera en pleno día, pero no cuenta con brillo automático por lo que obliga a ajustar el nivel de brillo de forma manual para cada situación.

Por otro lado, respecto a la capacidad táctil, la pantalla funciona con total rendimiento respondiendo bien a los toques y sin toques accidentales, pudiendo encender la pantalla con un pequeño movimiento de muñeca (función que podemos desactivar por la noche) y para apagarla sólo hay que poner la palma de la mano encima.

Rendimiento y conectividad

La Oppo Band es compatible con Android e iOS, pudiendo enlazar el móvil a través de la aplicación HeyTap Health disponible en las tiendas de aplicaciones de ambos sistemas. Para su rendimiento, incluye en su interior el procesador Apolo 3 con 16MB de almacenamiento interno, suficientes para poder las notificaciones, el sistema y las opciones de personalización y con Bluetooth 5.0.

La interacción con la pulsera se realiza totalmente a través de gestos con una navegación fluida y bastante interactiva, pero al no contar con un botón que devuelva a la página anterior o a la pantalla inicial, se puede complicar en algún caso.

A pesar de ello contamos con tres opciones principales de navegación. Por un lado, deslizando hacia arriba o abajo podemos movernos por las aplicaciones y sus menús, mientras que al deslizar hacia la derecha o izquierda podemos alterar entre las diferentes pantallas. Si deslizamos hacia la derecha podemos volver a la página anterior. Por otro lado, con un toque en la pantalla principal podemos abrir el panel de información rápida con datos como los pasos, calorías, hora y batería.

En cuanto a la personalización, el sistema ofrece además cinco carátulas preinstaladas por defecto en la pulsera, pero también se pueden elegir entre otras de las que Oppo ofrece en la aplicación o elegir una foto de nuestra propia galería a través del smartphone.

La Oppo Band cuenta con varias aplicaciones preinstaladas: actividades, con el resumen de los datos del día; ejercicio, para seleccionar entre los 13 modos de deporte; ritmo cardiaco, para su medición; SpO2, para medir la saturación de oxígeno en sangre; sueño, para medir la calidad del sueño; respire, para hacer ejercicios de respiración; clima, para información del tiempo; herramientas, con cronometro, temporizador, despertador, cámara (para realizar fotografías con el móvil directamente desde la pulsera), buscar el teléfono y control de música; ajustes y mensajes, registro de notificaciones.

Al no contar con chip GPS la pulsera no es capaz de registrar las rutas, obligando a llevar el smartphone encima para poder hacerlo

En general, las mediciones de la pulsera son de buena calidad y no reflejan cambios bruscos antinaturales en la actividad del día a día. Aunque al no contar con chip GPS la pulsera no es capaz de registrar las rutas, obligando a llevar el smartphone encima para poder hacerlo y ofrece una cantidad de información algo escasa sobre las actividades para ser una pulsera dedicada.

La Oppo Band también permite recibir notificaciones y llamadas, pero en ningún caso responderlas desde la pulsera por lo que sirve como alerta, pero poco más aunque es cierto que es poco común encontrar esta capacidad en una pulsera de actividad. Sin embargo, en este aspecto se encuentra una de las principales críticas que he encontrado de esta pulsera y es que al recibir una llamada la pulsera vibra (se puede poner sin vibración) durante la llamada, pero en el momento en el que respondes no se para sino que continúa vibrando. Incluso en alguna ocasión con llamadas más o menos cortas la llamada se había terminado, pero la pulsera seguía vibrando sin posibilidad de pararla.

Batería

En cuanto a la batería, la Oppo Band cuenta con una celda de 100mAh que ofrece, teóricamente, hasta 12 días de autonomía. Pese a ello, para alcanzar esta cifra hay que tener desactivadas una serie de características importantes como la monitorización de la frecuencia cardíaca o el encendido automático de la pantalla.

La realidad sobre el terreno es que a pleno rendimiento, el equipo nos permite una autonomía de entre 3 y 4 días, algo que también se refleja en la web de la marca. Sin embargo, el equipo cuenta con un sistema de carga no tradicional por lo que obliga a utilizar el sistema de la marca. Es un sistema bastante cómodo de conectar ya que no es necesario retirar la correa para cargarla y podemos alcanzar el 100% de la batería en algo mas de una hora.

Conclusión

En conclusión, estamos ante una pulsera de actividad de buena calidad con un diseño muy trabajado, pero que no introduce ninguna novedad relevante respecto a otros modelos.

El rendimiento es bueno, las métricas son correctas y la autonomía es aceptable. Lo más destacado de la Oppo Band es su diseño y ligereza así como su pantalla, pero en el otro lado de la tabla hay muchas mejoras por hacer en materia de opciones deportivas y datos, así como la falta de GPS.

Nota: 7/10

Lo mejor: Diseño y pantalla

Lo peor: Las opciones deportivas

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
  • Compartir en Meneame

+

0 comentarios