libertad de expresión

La compañía estatal de comunicaciones Beltelecom ha bloqueado Internet en toda Bielorrusia en medio de las disputas ocasionadas en el país tras las elecciones que han dado a Alexandr Lukashenko un nuevo mandato, después de llevar en el cargo desde 1994 en unas controvertidas elecciones.

El CEO de Telegram, Pável Dúrov, ha advertido en uno de sus duros comunicados los riesgos que se supone la actual lucha de Estados Unidos contra la aplicación TikTok.

En las últimas semanas hemos asistido a un sinfín de comentarios y de opiniones diversas en las redes sociales de expertos, y no tan expertos, sobre el eterno debate que engloba la desinformación, la censura y la libertad de expresión.

Un 12 de marzo de hace 31 años, el investigador británico Tim Berners-Lee describió el protocolo para la transferencia de hipertextos, lo que un año después sería la World Wide Web. A partir de entonces, tener acceso a la red de redes significó entrar en un espacio de libertad que en 2006 Naciones Unidas consideró un derecho fundamental. Sin embargo, la promesa de que internet sería una plaza pública sin censura no siempre se cumple.

  • 1

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha firmado una orden ejecutiva que busca limitar el poder que tienen las redes sociales con la que busca castigar a Twitter, Facebook, YouTube o Google si intentan moderar los contenidos publicados en sus plataformas.

El martes 14 de marzo nos levantamos con la sorprendente noticia de que ‘Facebook’ había censurado una noticia de nuestro compañero de Vozpopuli, Marcos Sierra, en el que explicaba cómo Whatsapp y Facebook (dos marcas de una misma empresa) habían tomado medidas contra la difusión de bulos y mensajes virales y que, para hacerlo, en España habían contratado los servicios de dos empresas acreditadas por IFCN: Maldita y Newtral -la tercera empresa que dispone de la certificación es EFE, la agencia estatal de noticias dependiente del Gobierno en el poder-.

Tras conocer la sentencia inicial de la Corte Superior Europea sobre el contenido ilegal en la web, Facebook podría verse forzado a eliminar contenido de su página a nivel global. La sentencia puede significar que las plataformas sociales online, a partir de ahora, estén obligadas a eliminar todo el contenido que pueda ser tachado de ilegal en cualquiera de los 28 países que forman la Unión Europea.