www.zonamovilidad.es
El Internet de los sentidos avanza impulsado por la pandemia
Ampliar

El Internet de los sentidos avanza impulsado por la pandemia

miércoles 11 de noviembre de 2020, 10:15h

google+

linkedin

Comentar

WhatsApp

  • Compartir en Meneame
En estos días se ha hecho público que Ericsson IndustryLab ha continuado su investigación en lo que ya se conoce como ‘El internet de los sentidos’, un tipo de conexión basado en el cambio radical que supone cambiar la pantalla del ordenador por vivir una experiencia inmersiva en la que todos nuestros sentidos (olfato, gusto, tacto, vista y oído) entren en funcionamiento

En el último informe que sobre este tema ha realizado la multinacional sueca, ‘The Dematerialized Office’, y que podríamos traducir como la Oficina etérea (desmaterializada), se entrevistó a ejecutivos y personal de oficina de 16 países -que representan las opiniones de alrededor de 133 millones de empleados-, para conocer sus expectativas sobre el futuro lugar de trabajo.

Así, como resultado del estudio se deduce que el Internet de los sentidos entra en las oficinas para demostrar cómo la esperada conectividad sensorial basada en sistemas de Inteligencia Artificial (IA), Realidad Aumentada y Realidad Virtual (AR/VR), sumadas a 5G y a la automatización, pueden cambiar radicalmente el concepto y el entorno de trabajo de todas aquellas personas que afrontan su día a día frente a un ordenador.

Los profesionales quieren puestos de trabajo digitales

Ivan Rejón, Head of Strategy, Public Affairs, Marketing & Comms de Ericsson, explicó a Zonamovilidad, tras la publicación del informe, que “los profesionales de todo el mundo esperan que la tecnología y la conectividad sean capaces de impulsar oficinas totalmente virtuales para el año 2030”.

Entre las cifras más destacadas del estudio, cabe señalar que más del 50% de los encuestados hablan de un puesto de trabajo completamente digital que permita una presencia sensorial completa en remoto; que seis de cada diez predicen un aumento permanente de las reuniones online con clientes, colegas y proveedores y que el 77% cree que el Internet de los Sentidos ayudaría a su compañía a ser más sostenible y favorable al medio ambiente.

Para Ivan Rejón el informe ha demostrado que algunas tendencias se han acelerado en los últimos seis meses, a raíz del confinamiento provocado por el Covid-19 y del avance que, a marchas forzadas, se ha realizado en términos de digitalización; por ejemplo, la realidad aumentada y la realidad virtual; las cuales despiertan mayor curiosidad y se perfilan como tecnologías básicas de futuro: “Se ve claramente cómo este tipo de nuevas realidades pueden ayudar a trabajar en un concepto diferente de entorno laboral”.

“Todo el mundo reconoce que Internet permite reducir la distancia física y mantener abiertos los canales profesionales -asegura-; pero el ejecutivo quiere ir más allá, quiere una realidad inmersiva y llegar a ver, oler, oír, tocar y saborear. Hoy resulta natural disfrutar de forma digital de la vista o al oído; pero se quiere trasladar esa misma capacidad al resto de los sentidos”

Según el alto ejecutivo de Ericsson, en el entorno de 2030 se comercializarán periféricos que trasladarán al trabajador experiencias novedosas: “los colores se codificarán, los olores llegarán a quien disfruta de un entorno y se sentirá lo que hacemos, aunque sea en la distancia”.

Al parecer el 58% de los ejecutivos estarían interesados en un entorno inmersivo. Y muchos directivos quieren revertir la inversión en inmuebles para volcarlo en entornos virtuales. “De hecho, la nueva Ley de teletrabajo contempla los albores de esto -asegura Rejón-“.

Para Ivan Rejón el informe ha demostrado que algunas tendencias se han acelerado en los últimos seis meses, a raíz del confinamiento provocado por el Covid-19 y del avance que, a marchas forzadas, se ha realizado en términos de digitalización

La necesidad de tocar

Por otra parte, Ericsson asegura que también los consumidores querrían que la experiencia de compra también permitiera tocar; sentir materiales y calidades; los médicos cirujanos palpar las texturas sobre las que están actuando y los técnicos respuestas hápticas y determinados niveles de resistencia a la hora de operar maquinaria en remoto. Otros negocios requieren de experiencias olfativas y gustativas. ¿Imaginamos un Spotify donde según la canción elegida te transmita olores? ¡Es fácil imaginar cómo sería la experiencia con la Primavera de Vivaldi!

En este mismo sentido, se están buscando nuevas formas de mantener sesiones tangenciales al margen del trabajo. Por ejemplo, un café con los compañeros, un paseo virtual para hablar tranquilamente, “algo similar y evolucionado a lo que fue Second Live, donde un avatar que te representa interactúa con tus compañeros de trabajo”.

En opinión del portavoz de Ericsson, todo lo digital cobra relevancia en la reconstrucción nacional y afecta a temas de gran actualidad como el ecosistema. Así, el 77% de los encuestados considera importante que la reducción del impacto sobre el medio ambiente que se deriva de la pandemia y que se debe mantener como objetivo a la hora de la reconstrucción. Un buen ejemplo de este aspecto es que dejan de tener sentido determinadas flotas de coches y que esta misma situación da una oportunidad al coche autónomo y todo lo que el mismo conlleva ¿Necesitamos el olor a gasolina?.

En otro ámbito se desarrolla el denominado ‘video espacial’, con nuevas formas de disfrutar el sonido, posibilidad de traducir con el mismo tono y timbre, grabar vídeos contextuales en los que parece que el espectador forma parte de la escena, etc.

Cómo se consigue

Indudablemente, para conseguir todo esto se requieren interfaces evolucionados: gafas ligeras, cascos, auriculares, objetos que estimulan determinadas partes del cerebro y nos permitan oler y degustar y su entorno de desarrollo y adaptación se vincula directamente con las empresas, las cuales son conscientes de que tras 8 ó 10 horas frente al ordenador cualquier profesional acumula un nivel de estrés problemático y requiere soluciones. Un problema por solventar es el de la regulación de la privacidad, que posiblemente requerirá nuevas normativas.

Ericsson está involucrado en la creación de estos nuevos entornos de trabajo y su estudio anual habla de 2030; pero consideran que con la situación que vivimos se puede acelerar la innovación y la adopción. El inminente despliegue general de 5G, al reducir la latencia y permitir la práctica simultaneidad, facilitará el desarrollo de estas tecnologías que no sólo serán buenas para ejecutivos o trabajadores remotos, sino para colectivos con discapacidades que podrán mejorar su calidad de vida.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
  • Compartir en Meneame

+

0 comentarios