Móviles Samsung

Samsung Galaxy A50
Ampliar
Samsung Galaxy A50

Prueba Samsung Galaxy A50, si se puede

domingo 15 de septiembre de 2019, 13:00h

google+

linkedin

Comentar

WhatsApp

Tenemos en nuestras manos uno de esos ejemplos de teléfono móvil que demuestran que también las grandes marcas son capaces de hacer magníficos terminales a precios que no llegan a los 300 euros y que se los puedes recomendar con confianza a cualquier amigo, familiar o cliente. Y es que el Samsung Galaxy A50 es un smartphone 4G LTE que ha salido al mercado el pasado mes de marzo, con pantalla infinita, triple cámara, sensor de huellas, procesador octacore, 4 GB de RAM, 128 GB de memoria interna y una batería de 4.000 mAh. Como datos del carnet de identidad, no están nada mal.

Después de algunos meses de probar el teléfono, podemos asegurar que la relación calidad precio del Samsung A50 es correcta y que es un móvil que no defrauda.

Después de algunos meses de probar el teléfono, podemos asegurar que la relación calidad precio del Samsung A50 es correcta y que es un móvil que no defrauda. El pack de venta sigue la línea de caja simple con impresión a cuatro tintas en la cual vemos claramente el modelo que vamos a comprar o que hemos adquirido. En la base de la caja ya vemos relacionadas algunas de las características antes mencionadas y otras como el tamaño del display (6,4”) con resolución full HD+ y tecnología Super AMOLED. Así mismo, descubrimos que el equipo tiene triple cámara trasera de 12, 5 y 8 Mpx, más una frontal de 25 Mpx.

Dentro del paquete, además del smartphone, que se comercializa con carcasa de plástico brillante en blanco, negro coral y azul, el enchufe de carga rápida, el cable microUSB 2.0 con conector tipo C 1.0, unos auriculares convencionales de pasta dura con Jack de 3.5 mm, para vincularlos al teléfono a través de la salida de audio que lleva en la base.

El A50 en la mano

Redondeado en las esquinas y con la trasera ligeramente cóncava, el teléfono lleva dos pulsadores en el lateral izquierdo y tanto las conexiones como el altavoz en la base. Al encenderlo nos damos cuenta de que la pantalla, que tiene una ratio sobre el cuerpo de un 84,9%, está ligeramente desplazada hacia arriba y deja una estrecha franja abajo que oculta la circuitería. Además, reserva una gota para alojar el objetivo de la cámara frontal.

En el momento de realizar la configuración, en cuanto se introducen los datos de Google que nos permite activar nuestra cuenta nos solicita registrarnos o abrir la cuenta de Samsung, la cual nos facilita algunos servicios extra como: alojar contenidos en la nube, interactuar con el móvil a través del asistente digital Bixby, personalizar el celular con los temas propios de la marca, encontrar el dispositivo en caso de lo hayamos perdido y mantener seguros nuestros datos, utilizar Samsung Pass para iniciar sesión con la huella digital, obtener aplicaciones exclusivas, disponer de una carpeta segura para contenidos, optar a un servicio de asistencia técnica o conectar con la comunidad.

Desde el primer momento, el móvil nos pregunta si queremos copiar todos nuestros datos, fotos, registros y aplicaciones desde otro teléfono anterior, para lo cual pone a nuestra disposición smartswich. Así mismo, nos pregunta cómo queremos desbloquear el móvil, para, a continuación, ayudarnos a registrar nuestras huellas (el lector se sitúa bajo la pantalla) y nuestra cara (sin y con gafas, caso de utilizarlas).

Dentro de las opciones del reconocimiento facial hay un subapartado de activación voluntaria que se denomina ‘reconocimiento más rápido’ que “permite aumentar la velocidad de reconocimiento, pero reduce la seguridad

Una cosa que nos ha llamado la atención es que dentro de las opciones del reconocimiento facial viene un subapartado de activación voluntaria que se denomina ‘reconocimiento más rápido’ y que, claramente, explica que esta opción “permite aumentar la velocidad de reconocimiento, pero reduce la seguridad, incrementando así la probabilidad de que se pueda reconocer tu cara incorrectamente con un video o una foto”; algo de lo que algunos especialistas acusaron a Samsung tras el lanzamiento del Galaxy S10+ y que se soluciona, simplemente, desactivando esta pestaña.

Hardware y software

Dentro de la carcasa el móvil aloja una plataforma Exynos 9610 con ocho núcleos de 10 nm con arquitectura Cortex A73 en cuatro de ellos, programados con una velocidad de reloj de 2.3 GHz y otros cuatro Cortex A53 a 1.7 GHZ. Igualmente, integra un procesador gráfico Mali G72 MP3 y, como decíamos, MODEM para conexión móvil LTE, además de antenas WiFi ac, Bluetooth 5.0, NFC para pagos por contacto, antenas satelitales multiórbita (GPS, GLONASS, GALILEO y BDS) y radio FNM.

Como sistema operativo, Android 9.0 Pie y para la capa de personalización de la marca: Samsung One UI

Como sistema operativo, Android 9.0 Pie y para la capa de personalización de la marca: Samsung One UI. Como es habitual en la marca equipa sistema ANT+ para poder controlar algunas constantes de salud de los usuarios u suma SmartThings para controlar los elementos inteligentes de nuestro hogar.

Como detalle negativo hay que señalar que no dispone de factor IP conocido, lo que nos lleva a pensar que hay que tener mucho cuidado si lo acercamos al agua porque no está protegido. Por el contrario, la cubierta es de cristal resistente Gorilla Glass 3.

Leer más

Samsung Galaxy A50, cómpralo ya


¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios